Hoy voy a hablaros de los espejos. A simple vista, un espejo solo es algo en lo que nos vemos reflejados como somos físicamente, pero, ¿acaso hay algo que refleje cómo somos por dentro? ¿nuestros recuerdos? ¿nuestros sueños? Buscando un poco por internet he encontrado trabajos de fotógrafos relacionados con espejos. Creo que merece la pena verlos, porque en el arte, están los sentimientos. 

Imagen1Imagen2Imagen3Imagen4Imagen5Imagen6Imagen7

 

En la imagen 1, vemos a través de un espejo rosa quizás lo que representa la alegría, la juventud. En la 2 se ve claramente representada la infancia. En la 3, aquel chico de clase media que quiere llegar a ser rey. En la 4, la imagen de las travesuras. En la 5, los pensamientos de alguien que imagina qué pasó en la fiesta. En la 6, el amor, por color rojo y la persecución de los enamorados. Y en la 7, El hombre que través de un marco ve lo que hace otro. Estos espejos no reflejan, simplemente imaginan. Pero también hay espejos que reflejan lo que alguien fue en algún momento de su vida.

 

ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

Todas estas personas anhelan su pasado, lo que fueron y que ahora les ha marcado sus vidas, les ha hecho ver quiénes son. No son personas mayores, simplemente son cuerpos antiguos con un espíritu joven y soñador que solo se refleja en el espejo. 

No hay que dejar de soñar nunca. Somos lo que queremos, no lo que dicen que somos. 

Anuncios